miércoles, 8 de abril de 2015

UN DÍA EN LA PELUQUERÍA


 La barbie que os traigo hoy solo tenía dos cosas mal: la cabeza caída y el pelo apagado.

  La misión fue volverla a colocar el ancla de la cabeza en el cuello para poder encajarla de nuevo la cabeza en su sitio y hacer algo con el pelo.

  Aquí empieza: Un día en la peluquería.

  La barbie de hoy, en su día fue: Barbie City Style



  
   Cuando llegó a mis manos estaba así:



   Nunca se la había tocado el peinado que traía. Esto es algo que comprendo que se haga, pues la verdad que esta barbie es muy bonita y traía un peinado muy chulo. Pero no es nada bueno, pasan los años, el pelo de la barbie absorbe humedad, y como no se toca se pudre.
  Así me pasó, que al ir a deshacerla el peinado, el mechón de pelo sujeto por la goma se cayó. 
  Lo primero que hice fue lavarla el pelo:



   La verdad que el pelo se arregló enseguida, pues aún conservaba su brillo, pero tenía un aire muy alocado, que para un look rockero viene muy bien:



   Pero yo quería domar un poco esa melena salvaje, así que la hice la permanente.

  ¿Cómo hacerle la permanente a una barbie? Necesitamos dos cosas:
 +Agua caliente
 +Pajitas

  Lo primero de todo, sumergirla el pelo en agua caliente.
  Después, cogemos un mechón y lo enredamos al rededor de una pajita, y después le colocamos encima otra pajita abierta por la mitad para que lo sujete, como si fuera un rulo:






  Una vez colocados los rulos, volvemos a sumergir la cabeza en agua caliente y lo ponemos a secar.

    Pasadas un par de horas, cuando esté seco del todo, retiramos los rulos y listo:



   Pelo domado y chica fantástica, lista para una sesión de fotos:





  ¿Qué os ha parecido? Espero que os haya gustado.

                                       ¡¡Hasta la próxima!!



3 comentarios:

  1. Buena idea lo de las pajitas. Lo tendré en cuenta para futuros trabajitos. Gracias por el tuto!!

    ResponderEliminar
  2. Preciosa! me acabas de dar una idea para una de mis niñas!!!

    ResponderEliminar